AutomovilismoMaestro Fortaleza

Consejos para revisar un auto de segunda antes de comprarlo

radiador

Es natural que para muchos su primer auto sea un auto de segunda. Sin embargo, tomar esta decisión no es tan simple como parece, ya que necesitas ser muy minucioso a la hora de revisar el estado del sistema automotriz del carro que quieres adquirir. Al revisarlo basta un pequeño descuido para que el costo del mantenimiento del vehículo sea mayor al valor que lo compraste. Dicho eso te daremos algunos consejos para revisar el estado de un auto de segunda antes de comprarlo. Recuerda que siempre es bueno informarse antes de tomar una decisión importante, sobre todo si se trata de un medio de transporte que usarás con frecuencia acompañado de familiares o amigos.

1. Verificar la reputación y los antecedentes del auto

Esta acción es muy importante para tu decisión de compra. Verifica la reputación del modelo de auto que te gusta en medios o foros especializados que brindan información de consumidores de marcas automotrices. Conocer si anteriormente presentaba defectos de fábrica es otro dato que debes tener en cuenta.

El siguiente paso lo puedes realizar tu mismo ingresando la placa del auto al sitio Web del Servicio de Administración Tributaria (SAT) de la región correspondiente, donde puedes enterarte si el vehículo presentaba alguna infracción y si está pendiente el pago de la misma.

 2. Comprobar documentos que acrediten la legalidad del auto

Antes de tomar una decisión, solicita al vendedor documentos que acrediten la legalidad del vehículo, como la tarjeta de propiedad, el cual es emitida por la SUNARP. La tarjeta de propiedad es el único documento con el que puedes verificar si le pertenece al vendedor. En dicha entidad también puedes pedir el boletín informativo del vehículo, donde figuran el nombre, DNI, dirección del propietario, y las características originales del vehículo, como año de fabricación.

3. Contrastar los precios del mercado para una compra justa

La pregunta que siempre solemos hacernos antes de comprar algo es si el costo a pagar es el más justo. Si bien es cierto, los carros de segunda a menudo suelen ser vendidos a un precio menor, es necesario contrastar los precios en el mercado.

Con regularidad para determinar el precio de vehículos usados se descuenta el 20% sobre el precio del primer año de antigüedad, y un 10% adicional por cada año siguiente que adquiera de antigüedad. No obstante, el precio de un vehículo de segunda regularmente depende de muchos otros factores, como el kilometraje recorrido, choques o reparaciones, y si estos fueron llevados a talleres autorizados de la marca.

4. Revisión del sistema automotriz con la ayuda de un mecánico de confianza

Como último punto tenemos la revisión del sistema automotriz, el cual debe ser realizado por un especialista o mecánico de confianza para que certifique que esté en condiciones óptimas.

En efecto, es elemental realizar un análisis exhaustivo del auto, como revisar el sensor de temperatura del refrigerante hasta el estado del radiador, que ayuda al buen funcionamiento del motor, manteniéndolo a una buena temperatura y evitando que se recaliente. Como también es recomendable que el comprador tenga claro sus necesidades, como por ejemplo si está buscando un carro económico en combustible o si va ser de uso familiar. Todas estas interrogantes deben ser respondidas antes de la decisión de compra.

Si el comprador ya está decidido por la marca, modelo y el año del auto, el siguiente paso es realizar los trámites de transferencia. Para esta acción es necesario ir a un notario, para evitar cualquier incomodidad. Esperamos que con estos consejos puedas tomar una buena decisión. Recuerda mantener siempre tu nueva compra, con la ayuda de ciertos complementos, como nuestro refrigerante Fortalum, acondicionado para los climas complejos y cambiantes de nuestro país, contiene 33% de etilenglicol y otros aditivos que optimizan el rendimiento de tu “nuevo” automóvil, además tras la revisión del sistema automotriz podrás evaluar la renovación del radiador, optar por uno de cobre o uno de aluminio, será la mejor decisión que tomes para preservar la vida de tu motor.

Suscribete a nuestro Newsletter